Medanito contra las cuerdas

La petrolera nacional negocia un préstamo para poder cumplir sus obligaciones económicas y financieras, mientras que la justicia mendocina investiga si hubo irregularidades en los contratos de concesiones que le fueron revocados.

Compartir

La agencia calificadora FIX SCR (filial de Fitch Ratings) reveló que la empresa petrolera local Medanito espera “poder firmar en los próximos días un préstamo por us$ 80 millones (en avanzadas negociaciones), que le permitirá cancelar los vencimientos financieros de corto plazo y regularizar la deuda con proveedores”.

FIX reveló la novedad tras rebajar las calificaciones de largo plazo de la compañía, desde BBB (arg) hasta BB+ (arg), debido a “la continuidad de una situación de estrés de liquidez iniciada en 2015”.

Ese cuadro, dice la agencia, “provocó un debilitamiento de las métricas operacionales y crediticias e implicó una continua gestión de pasivos para poder hacer frente a los compromisos financieros”.

Tras la nueva operación financiera, la firma de capitales nacionales que opera en la cuenca neuquina quedará con “un excedente de aproximadamente US$ 20 millones para poder cumplir con las inversiones para aumentar la producción”, precisa FIX.

Medanito es una empresa integrada dedicada a la exploración y producción de hidrocarburos, el procesamiento de gas y la generación de energía eléctrica, que exporta la mayor parte del gas licuado de petróleo (GLP) a clientes de Chile con los que opera hace más de 20 años.

Este y otros negocios complementarios, como la venta de gasolina y energía, representan ingresos anuales relativamente estables de alrededor de US$ 40 millones y un Ebitda (resultados antes de impuestos y amortizaciones) en torno de US$ 20 a 25 millones, dependiendo del precio del GLP.

En referencia al “deterioro prolongado” del perfil financiero de la empresa, que “impacta en la calidad crediticia”, la calificadora advirtió sobre “el desafío de lograr refinanciar sus vencimientos de corto plazo antes del vencimiento (6 de noviembre) de las Obligaciones Negociables Clase 7 por $ 180 millones”.

“En caso de no lograr obtener un nuevo préstamo para antes de dicha fecha la compañía tendrá dificultades para cumplir con sus compromisos financieros”, anticipa FIX.
La agencia recordó que Medanito limitó en los últimos años su plan de inversiones, mientras la producción diaria declinó desde 3,3 Mboe (millones de barriles de petróleo equivalente) en 2015 a 2,2 Mboe este año, y la de gas descendió de 2,5 a 1,4 Mboe/d.

La compañía, señala FIX, tiene el reto de “desarrollar con éxito un plan perforatorio que le permita incrementar la producción a por lo menos 2,6 MBoe/d de petróleo en el mediano plazo y 1.9 Mboe/d de gas, de modo de lograr un Ebitda consolidado de por lo menos US$ 35 millones”.

“El plan de inversión será limitado por las condiciones establecidas en los contratos de préstamo de largo plazo y el acceso al financiamiento”, evalúa la agencia.

Añade que en los próximos meses la liquidez de Medanito “continuará siendo ajustada”, y que durante 2018 “estará comprometida en la realización de inversiones y el pago de servicio de deuda (estimada en US$ 4 millones por trimestre)”.

“De acuerdo con el escenario base de FIX, la compañía tendrá un flujo ajustado para cumplir con las inversiones y los pagos financieros”, indica la calificación.

La agencia concluye que “una nueva baja de la calificación podría darse en los próximos meses si la compañía no logra incrementar la producción”.

Además de esta situación, dos días atrás la empresa confirmó haber sido notificada de un proceso judicial del Juzgado Penal Económico N°3 de Mendoza. La medida responde a posible irregularidades en la compra de Chañares Herrados Empresa de Trabajos Petroleros S.A. (hoy Chañares Energía S.A.), que pasó a manos de Medanito S.A hace 3 años.

Según la Justicia, los hechos investigados infringen el artículo 309, inciso B, del Código Penal, que sanciona con prisión de 1 a 4 años y una «multa equivalente al monto de la operación» e inhabilitación de hasta 5 años al que «ofreciere valores negociables o instrumentos financieros, disimulando u ocultando hechos o circunstancias verdaderas o afirmando o haciendo entrever hechos o circunstancias falsas».