Tras un mal 2017, dejó de caer la producción de crudo

La producción de gas en Argentina pegó en febrero un importante salto de 6,8% interanual, mientras la extracción de petróleo moderó su avanzado ritmo de caída, para bajar apenas un 0,8%, en gran parte gracias a Vaca Muerta.

Compartir

Según los números publicados por el Ministerio de Energía, la producción de gas acumuló en el primer bimestre un crecimiento de 3,5% interanual. En el segundo mes del año, se extrajeron 3.495.227 metros cúbicos (m3) de los yacimientos.

YPF casi frenó por completo la caída de su producción, con un descenso interanual de 0,1%. Total Austral, en tanto, registró una fuerte suba debido a sus operaciones off shore: 18,2%. Pan American Energy retrocedió 8,3%; y Tecpetrol aumentó un 73,6%, por la fuerte inversión en Fortín de Piedra.

La producción de gas, el combustible sobre el que se basa más de la mitad de la matriz energética local, tuvo en 2017 una baja cercana al 1% y fue el primer año en los últimos cinco con un mal resultado. La Cuenca Neuquina, donde se aloja la formación Vaca Muerta y se produce el 57% del gas argentino, extrajo en febrero 4,8% más que en el segundo mes del año pasado.

En la Cuenca Austral, con varios desarrollos o shore que explican casi un cuarto de la producción de gas local, hubo un aumento de 29% interanual, mientras en el Golfo San Jorge, donde se extrae poco más del 10%, bajó un 8,4%.

El año pasado hubo meses con retrocesos superiores al 7% interanual, con un “menos malo” cuarto trimestre que hizo cerrar 2017 con una baja de 6,5% en la producción, para alcanzar el mismo nivel de 1979 o 1991, por ejemplo. Aunque los números siguen empeorando, se moderó. En el primer bimestre, la caída fue de 2,2% interanual.

Fuente