En julio estará listo el primer pliego de la primera obra eléctrica con PPP

Se trata de la obra de interconexión entre las estaciones transformadoras de Río Diamante (Mendoza) y Charlone (noroeste de Buenos Aires).

Compartir
sanrafaeltodo, fotos de los reyunos, agual del toro, valle grande

Pese a las turbulencias financieras, el gobierno avanza con la elaboración de los pliegos para financiar siete obras de transporte de electricidad a través del régimen de Participación Público Privada (PPP). Fuentes del sector confirmaron al sitio especializado en economía EconoJournal que primero se avanzará con la obra de interconexión entre las estaciones transformadoras de Río Diamante (Mendoza) y Charlone (noroeste de Buenos Aires). La intención oficial es subir el pliego el mes próximo al portal de la secretaría de Finanzas y abrir un período de consultas por 60 días.

Los contratos PPP son aquellos firmados por organismos que integran el sector público nacional y sujetos privados o públicos (como empresas estatales, siempre que intervengan en carácter de contratistas) con el objeto de desarrollar proyectos de infraestructura, vivienda, inversión productiva, investigación aplicada y/o innovación tecnológica. El flamante ministro de Energía, Javier Iguacel, fue uno de los impulsores de esta modalidad cuando estuvo al frente de Vialidad Nacional.

Inicialmente se había previsto comenzar financiando seis obras de transporte eléctrico con esta modalidad, pero finalmente serán siete. Un primer tramo es -Charlone, de 490 kilómetros de extensión, que unirá San Rafael con General Villegas, en la provincia de Buenos Aires. Luego siguen los tramos Charlone-O’Higgins, O’Higgins-Plomer, Plomer- Vivoratá, Bahía Blanca- Choele Choel (Río Negro), Choele Choel-Puerto Madryn (Chubut) y El Rodeo (San Juan) –La Rioja Sur (La Rioja). Dentro de O’Higgins-Plomer se incluye el área de acceso al Gran Buenos Aires.

La contratación contempla la constitución de un fideicomiso financiero que tiene a su cargo la suscripción y ejecución del contrato hasta su terminación. Los fondos que administra provienen de un cargo específico que para el caso del sector eléctrico lo abonaran los usuarios que componen la demanda del sistema. Ese cargo dependerá en parte del costo del financiamiento que tengan las obras. Por lo tanto, a medida que el riesgo país sube, como ocurrió en los últimos días, el desembolso por parte de la demanda deberá ser mayor. Fuentes del sector estimaron que ese cargo estaría actualmente en torno a los 10 centavos por kWh.

Fuente